sábado, 14 de febrero de 2015

Ser amigo más que en el día del amigo

Después tengo que escuchar que anden diciendo que soy una mierda. Hoy estuve desde las 10,30 y hasta las 5 de la tarde con Psico. No caminamos, sino que quiso hacerse un mini lifting, y pensaba ir sola pero tenía miedo. Después entendí porqué!!! Te abren la cabeza en dos lugares, para meterte hilos, agarrar la musculatura de la cara y tensarla. Dios mío! Si yo soy la que va a hacérselo y veo ese video, no voy directamente. Por favor!!! Cruento! Le hicieron como 16 puntos, se hace con anestesia local y te vas caminando del consultorio. Le quedó divina la cara! Yo me clavé 3 horas y media en una sala de espera, con gente que entraba y salía, me aburrí como un hongo....
Valió la pena. Se sintió acompañada y querida, y eso de verdad que es importante. Almorzamos juntas, y después volví a casa. No me quejo, si me hiciese algo así querría que alguien me acompañe, sin ninguna duda! No soy tan mierda como dicen, mi querida Psico no llega a la categoría de amiga, pero es una divina! La que tenía esa categoría y no sé cual tiene ahora ni cual tendrá en el futuro es otra,  que permite que su familia me insulte. Será realmente mi amiga? Eligió y elige una vida de mierda, con un tipo de mierda que no vale ni un escupitajo en medio de la calle. La engañó y tuvo una familia paralela durante año y medio. Un sorete. Lo que a mí me indigna es que ella sigue compartiendo momentos y muchas situaciones con ese sorete. Y lo que no entiende, es que a pesar de que la quiera mucho, a ella y su hijo, no puedo soportar juntarme con una mala persona como ese tipo. Si ella elige seguir estando con él, yo lo único que puedo hacer es no estar presente. Elijo buenas personas para compartir este tiempo que me tocó estar por la tierra, y de ninguna manera quiero estar con alguien que engañó a su mujer estando ella embarazada, y que le mintió sistemáticamente durante año y medio, tomándola de boluda, cagándola como desde un rascacielos. Su familia, por este alejamiento, me dice que soy mala persona. Bah, no me lo dice a mí, a mí jamás me dijeron nada. Se lo dice a todo aquel que me conozca, y que sepa de mi existencia.
Creo que la que habla es la bronca, no yo. Me da bronca que me juzguen, por no querer gente de mierda en mi vida. Lo peor del caso es que al sorete lo siguen saludando con un beso y un abrazo cuando lo ven. La gente está mal de la cabeza, sin dudas. Mi amiga, no lo es tanto. Quizá yo no sea tan amiga de ella, por no entender que quiere a ese sorete en su vida y en la de su hijo. Me gustaría que filmen el momento en que le deban explicar a ese hijo porqué se separaron. No quisiera ver la cara de ese pobrecito cuando entienda que su madre fue una idiota, antes y después del engaño. Y el cuento sigue siendo que es por el chico..... Que Dios me perdone si me equivoco. Quiero una vida libre de mierda. No quiero malas personas en mi vida. Y el sorete, es de esa calaña. Fuera de mi vista. Que la mierda trae moscas. Y las moscas no me gustan.