viernes, 27 de junio de 2014

La famosa foto

Ayer me dormí muy triste. Me saqué la famosa foto de cuerpo entero, y en malla. Sinceramente, es peor de lo que pensaba. Soy una bola llena de grasa, tengo el cuerpo chico, sobrepasado por la grasa, ensanchado hacia los costados. Todavía estoy shokeada y de verdad casi no puedo escribir. Me vi de espaldas, vi los rollos que tengo. Vi mis brazos, enormes, como de marinero. Vi mis piernas chuecas, como las de todo gordo. Una panza descomunal. No puedo casi verbalizarlo. Estoy juntando coraje para poder publicar la foto, pero me falta. Me quedé anoche con una gran tristeza. No sirve una mierda el esfuerzo de todo este tiempo. No sé que hacer con mi cuerpo, no sé como hacerle entender que tiene que desinflarse.
De verdad no tenía conciencia de lo mal que estoy. Siento unas tremendas ganas de llorar. A la inversa de lo que piensa el mundo, yo estoy peor de lo que pensaba. Veremos si junto fuerzas para poner la foto. Tengo mucha bronca. Me convertí en Shrek, y ni siquiera lo sabía.